Registro de marca, ¿para qué?

La otra vez escuchábamos con un cliente la frase "mono hace lo que mono ve", en su momento nos reímos pero tan cierto como que a todos los empresarios y emprendedores nos ha pasado alguna vez ver que hay un negocio parecido al nuestro que antes no estaba. 


Quien va emprendiendo cree que es lejano que alguien tenga la misma idea que la suya, hasta que le pasa que el amigo con quien iba a empezar la sociedad mejor lo hizo por su cuenta y puso con alguien más el mismo negocio. 


O el tío que ahora produce una salsa con la misma receta que les heredó la abuela y ahora la está vendiendo con más capital y más relaciones que al sobrino que se le ocurrió la idea. Y que por cierto, casualmente le puso a la salsa el mismo nombre que el sobrino pensó, el de la abuela. 


Pasa entre amigos, entre familiares, y no es que sean unos malditos hijos de p**** que le robaron la idea de negocio y lo traicionaron. Sino que así pasa son las ideas, que son de todos, y que sólo a través de su explotación es que vamos evolucionando como sociedad. 

¿Entonces cómo proteger esa idea de negocio que te hará millonario cuando te animes a hacerla? Pues con el registro de marca. Aquí te va cómo: 


1) Tienes una idea espectacular. 

2) Creas un nombre original (para lo cual lo validas en la base del IMPI, para el cual te apoyaste con un abogado especializado) 

3) REGISTRAS LA MARCA (Si eres de los que corre muchos riesgos pues solo ante el IMPI, sino también con un abogado o abogada con CASOS DE ÉXITO en registros de marca. 

4) Ahora tienes un signo distintivo que te permitirá comenzar a vender tu producto o servicio de forma que a alguien que le agrade la pueda encontrar de nuevo (conocido en el medio como "público meta") 

5) Repite el paso 4 una y otra vez, hasta que tengas utilidades =D 



2 vistas

contacto@businessgeek.mx      333-809-70-36

COPYRIGHT © 2020 BUSINESS GEEK®- TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS.